La oración para el camino

Cuando viajamos se nos prescribe recitar una bendición específica. Del mismo modo, las escuelas de cábala meditativa incorporan sus formulas de invocación para el viaje del alma. Compartimos la siguiente formula de Tefilat hadérej, “la oración para el camino”, traducida y adaptada del libro de oraciones Et Bazman. Antes de cerrar los ojos para iniciar nuestras meditaciones rezamos:

Sea tu voluntad Adonai,
D-s nuestro y de nuestros padres y madres, guiarnos en paz,
que demos cada paso en paz,
hacer que nuestro camino sea en paz,
y hacernos llegar al destino deseado
para la vida, la felicidad y la paz.

Protégenos de todo obstáculo, de todo mal,
de toda dificultad, de todo peligro en el camino,
y de todas las dificultades que puedan suceder en el mundo.
Envía bendición a la obra de nuestras manos
para lo bueno, lo bello, y lo justo a tus ojos
y a los ojos de todos nuestros hermanos.

Te pedimos que escuches nuestras oraciones. Porque eres el que escuchas nuestras plegarias.
Bendito seas Ad-o-nai, que escuchas nuestras plegarias.

Cuarto estadio: Pureza

Emanación: Misericordia. Bondad. Grandeza.

Sefirá: Jésed.

Letra hebrea: Dálet.

Nivel del alma: Neshamá.

Ángel: Zadquiel.

Color: Blanco y plata.

Segundo estadio: Sabiduría

Emanación: Conocimiento. Conciencia.

Sefirá: Jojmá.

Letra hebrea: Bet.

Nivel del alma: Rúaj.

Ángel: Raziel.

Color: Un arco iris (todos los colores).